Pensamientos intrusivos, ¿Qué son y por qué aparecen?

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on email

Los pensamientos intrusivos son un tipo de pensamientos o ideas que aparecen de repente en nuestra mente, pueden o no tener sentido o coherencias con nuestra vida o lo que estamos realizando en ese mismo momento. Este tipo de pensamientos son una función normal del cerebro e incluso es la base de la creatividad. Cuando a una persona se le ocurre una idea relacionada con lo que está haciendo, le ha venido de golpe un pensamiento intrusivo productivo.

¿Por qué tenemos pensamientos intrusivos?

Los tenemos porque es una función normal cerebral. Cuando estamos realizado determinadas tareas en un contexto determinado, nuestra mente produce pensamientos intrusivos sin parar, normalmente estos pensamientos no se hacen presentes en nuestra consciencia, no los escuchamos, y por tanto no suponen ningún problema para nosotros. La dificultad o problema puede venir cuando una persona está en algún proceso personal donde su ansiedad está muy presente, entonces este tipo de pensamientos se hacen muy recurrentes y conscientes, pudiendo provocar un gran malestar en la persona que los produce. Este tipo de pensamientos suelen estar muy relacionados con procesos ansiosos en diferentes trastornos de ansiedad.

¿Qué puedo hacer con los pensamientos intrusivos?

Cuando determinados pensamientos de este tipo nos vienen a la mente y nos producen gran malestar, tendemos a intentar eliminarlos. Es normal. Detecto algo que me produce ansiedad o bajo estado de ánimo, no puedo controlarlos y por tanto quiero hacerlo y hacer que desaparezcan. En este momento, se empieza a producir una lucha constante para intentar eliminarlos. Como no queremos que aparezcan, y detectamos este tipo de pensamientos como algo peligrosos, inconscientemente estamos atentos a los pensamientos intrusivos, provocando así que aparezcan más.

Aunque parezca difícil, y lo es, debemos de aceptar que este tipo de pensamientos van a aparecer en nuestra cabeza, no intentamos luchar contra ellos, los aceptamos, pero también entendemos que no tenemos porqué hacerles caso, ya que la mayoría de pensamientos intrusivos que nos provocan malestar nos intentarán engañar. Como este tipo de pensamientos nos “toman el pelo”, aceptaremos que estarán ahí pero que no les vamos a hacer caso. De esta manera empezarán a ser menos frecuentes y no nos producirán tanta afectación en nuestro estado de ánimo.

¿Cuáles son los tipos de pensamientos intrusivos más comunes?

Hay diferentes tipos de pensamientos intrusivos que pueden tener las personas, depende de cada una, pero suelen ser recurrentes los tipos de pensamientos catastrofistas o irracionales (distorsionados). Pensamientos como: voy a suspender este examen, me va a dar mi pareja, y si me atropella un coche, y si golpeo a esta persona, etc. Este tipo de pensamientos pueden ser muy variados y de todo tipo. Si el pensamiento intrusivo se detecta como algo grave, podemos llegar a desarrollar un toc de pensamiento, por miedo a realizar la acción que nuestros pensamientos intrusivos han traído a nuestra mente. Pero no suele ser así, lo mejor que podemos hacer con nuestros pensamientos intrusivos es no hacerles caso. Si realmente tienes problemas con los pensamientos intrusivos, puedes acudir a nosotros.

Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp
Share on email
Abrir chat
1
Hola, en qué podemos ayudarte? ☺